1 nov. 2010

Feria Ricardo Palma quedó chicoma


No es por nada, pero la feria Ricardo Palma anda muy misia. Ta' muy Tito Chicoma. Fue bueno que regresara despúes de que Masías y compañía religiosa determinaran su mudanza, pero al menos se hubiera puesto punche para que esta edición sea mucho mejor. No hay muhcas opciones, el espacio queda corto, pero no deja de ser interesante como toda feria, sobre todo porque se rinde homenaje a uno de nuestro mejores poetas vivos, Enrique Verástegui.

Por mi parte encontré algunos libros interesantes, como uno sobre la Tv, otro sobre la historia de la ciencia ficción, otra sobre la historia de la publicidad, dos revistas Amautas, las originales de Mariátegui, dos libros de Jorge Bruce, un libro de Bellatín en oferta y entre otros cachivaches.
Ya se acaba, por ello no dejamos de recomendarla para que vean que no exageramos. Y repetimos, el espacio queda corto, hubieran tomado toda la plaza y de paso la ilgesia, que no sirve de mucho.

Saludos.

2 comentarios:

Melissa Vizcarra dijo...

Estoy de acuerdo contigo respecto al espacio. Yo fui un par de veces y ambas no aguanté estar más de 10 minutos dentro. Demasiada gente y muy poco espacio.

Literalgia dijo...

Totalmente de acuerdo tbn. Incomoda saber que tanta lucha se dio para tener una feria chiquita. Hubieran usado la municipalidad, la iglesia y la casa de Masías, en compensación.